19 noviembre 2011

Ahogado el oxígeno en medio de la multitud quejumbrosa de mis piernas. Es ahí, en esa tierra santa donde se escucha tu nombre.

No hay comentarios: